La prioridad del Madrid a día de hoy es que Benzema renueve, por lo menos, hasta 2024. En ese verano entrará al juego por Haaland para salir del City, su potencial sucesor.

El Real Madrid ha hecho los deberes pronto este verano. Tras el NO de Mbappé de no fimar por el conjunto blanco, eligiendo por delante de eso renovar hasta 2025 con el PSG. Tras el no del parisino, el club madridista reaccionó ganando la Champions y anunciando dos grandes fichajes: Rüdiger, que llegó a coste cero tras no renovar con el Chelsea, y Tchouameni, una fuerte y arriesgada inversión al Mónaco, que pagó 80 millones y 20 en variables al club monegasco.

El jugador francés, a sus 34 años, acaba de cerrar la mejor temporada de su carrera deportiva: ha hecho 44 goles en 46 partidos, a los que cabe añadir otros 6 tantos en 10 encuentros con la selección de Francia. Ha sido vital para la consecución de la Liga, con 27 dianas que le convirtieron en el máximo realizador de la competición nacional; y en la Champions se destapó como el mejor goleador del continente, con 15 goles en 12 partidos, 10 de ellos en las rondas eliminatorias. No pudo marcar en la final de París, pero su contribución a lo largo de todo el curso al doblete Liga-Champions del Madrid le ha colocado como único candidato para levantar el próximo Balón de Oro.

Karim Benzema celebrandos su hat-trick
Karim Benzema celebrandos su hat-trick. Fuente: Diario Marca

Ese Balón de Oro puede tener de hecho la clave del futuro de Benzema en el Real Madrid: el club blanco acostumbra a introducir en sus contratos una cláusula relativa al galardón, que establece que, en caso de que un jugador lo gane, su vinculación con el Madrid se extiende por un año más, además de embolsarse un bonus económico. Así fue, por ejemplo, en el caso de Luka Modric, cuyo contrato cuando ganó el Balón de Oro de 2018 finalizaba en 2021, y fue automáticamente ampliado hasta 2022. No ha trascendido si el contrato de Benzema tiene dicha cláusula: si es así, con su designación como ganador quedará sellada la renovación; si no, el Madrid pondrá todo el empeño para cerrarla y que el francés sea la referencia en el ataque, al menos, hasta 2024.

Haaland, el sucesor de Benzema

Cuando Cristiano se marchó del Real Madrid, en el Real Madrid se imaginó un equipo en el que entre todos se repartirían los deberes ofensivos que acaparaba el portugués. En muchos casos, no fue así; sí sucedió con Benzema, que respondió anotando 30 goles en la temporada 2018-19, 27 en la 2019-20, 30 en la 2020-21 y 44 en la 2021-22. Lejos de perder eficacia con la edad, Benzema ha refinado su olfato, lo que combina con una preparación física al milímetro con la que maximiza sus posibilidades. Este plus de profesionalidad en su madurez como jugador es una de las cuestiones que más valoran en el Real Madrid de cara a seguir apostando por Karim hasta que llegue el próximo gran goleador blanco, en verano de 2024.

Haaland celebrando un gol
Haaland celebrando un gol. Fuente: sport.es

Ese verano, entrará en juego la cláusula que, según los medios ingleses, tiene Haaland en su contrato para ser traspasado desde el Manchester City. Con Mbappé, el Madrid quiso fichar un compañero de ataque para Benzema. Haaland hubiese llegado para hacer una función muy similar a la que ya hace el francés, de ahí que se valore 2024 como el mejor momento para intentar su fichaje. Benzema tendrá 36 años y será entonces cuando se valore si continúa o si cede el testigo y la camiseta con el dorsal 9 del Real Madrid.

Footer
Artículo anterior¿Quién es Nemanja Jović?
Artículo siguienteEl Napoli se interesa por Keylor Navas
Soy Xoel, tengo 17 años y vivo en Santiago de Compostela ig: xoeelrodriguez_ ig: reyymadr7distaa