El Atlético de Madrid, un club que siempre destacó por su garra, su lucha, su compromiso, y sobre todo por su intensidad. Cualidades que se han ido difuminando desde la pasada campaña, y que ahora ya son meros recuerdos de lo que un día el Atleti fue. El debacle de Europa deja muchos retratados, el primero el Cholo, que es el capitán general del equipo, pero sería injusto quedarse en la superficie y culparle solo a él, hay más allá donde indagar, ¿qué pasa con los jugadores y la directiva?

No se puede andar por el campo

Compromiso, sin duda alguna un pilar fundamental para que funcione cualquier equipo. No se puede pretender ganar si de 22 jugadores, tan sólo 4 aportan carácter, intensidad y ganas. No es la primera vez que el Atleti juega andando, la dejadez que muestran algunos jugadores es para analizar, dejar espacio suficiente al contrario y no incomodar no es una opción, ya que suele acabar con un asedio en tu propia portería que en el mejor de los casos no te dejará opciones a atacar. Poca fluidez y poco interés es lo que se ve en casi el total de la plantilla, algo que no se debe consentir en ningún equipo de máximo nivel, la entrega es indiscutible, y ante la pasividad de los futbolistas, poco más pueden hacer los entrenadores.

El Atlético se despide de la Champions (y la Europa League) con horror en Oporto (2-1)
Los colchoneros con los brazos en jarra tras el segundo gol del Porto que certificaba su ausencia en Europa. Fuente: elconfidencial.com

‘Se acabaron los años de grandes fichajes’ Andrea Berta

La temporada pasada, ya se reclamaba una defensa joven y renovada que pudiese aguantar las embestidas de los mejores delanteros de LaLiga. Las lesiones de Savic y Giménez son constantes, lo que lleva a que no cojan ritmo en casi toda la temporada, y por ende los fallos defensivos son ‘el pan de cada día’ que se vive en el campo. En respuesta, la directiva reaccionó este año al culminante fichaje de Sergio Reguilón, lateral izquierdo del Tottenham que llegaba en calidad de cedido y que todavía no ha disputado ni un solo minuto por lesión, en efecto, se le fichó ya lesionado, dejando en el aire su posible debut hasta por lo menos noviembre.

Atlético de Madrid | El debut de Reguilón se acerca
Sergio Reguilón realiza ejercicios en solitario por su lesión. Fuente: mundodeportivo.com

Este verano también se fichó a Nahuel Molina, un puesto que claramente tenía que reforzarse tras la salida de Trippier, ya que era insostenible seguir poniendo ahí Marcos Llorente.

La edad, el gran dilema del fútbol, probablemente nadie ficharía a ningún jugador con 33 años, ya que el riesgo de lesión aumenta con el tiempo, pues en este mercado veraniego llegaba Witsel, un centrocampista polivalente con mucha experiencia en el fútbol europeo. Nadie niega que probablemente haya sido un gran acierto traerle a coste 0, y está siendo muy importante en los planes de Simeone. Pero cuando hablamos en términos de gestión, en 2019 se echó a Diego Godín con 33 años y no se le ofreció una renovación digna después de ser titular indiscutible y ofrecer una enorme solidez defensiva durante años en el club rojiblanco. Un jugador que se dejó hasta los dientes por defender la camiseta. Cuanto menos hipócrita por parte de la directiva.

Atlético de Madrid: Witsel ve la luz | Marca
Axel Witsel controla el esférico. Fuente: marca.com

Llegaría también Samuel Lino, un delantero con muchísimo futuro y proyección de juego, prácticamente lo que más necesitaba el Atleti arriba, pero se iría cedido al Valencia, siendo casi seguro la peor decisión viendo como estaba rindiendo en su anterior club y como lo está haciendo en el club ché.

Está claro que la gestión de Gil Marín y Andrea Berta está siendo lo más cercana a nefasta. No se puede construir un equipo, si lo primero que no hay son ganas de invertir para ganar.

Echar al Cholo, no es la solución

Hay tanta variedad de opiniones como personas, pero si en algo coinciden los amantes del fútbol de siempre, es que la solución no pasa por echar al Cholo, probablemente sea el que menos culpa tenga de todo lo que está ocurriendo. Cierto es, que el Atlético de Madrid está en la posición que está porque el técnico argentino también se ha equivocado en algún planteamiento y en los cambios, pero en su gran mayoría no son decisiones que han cambiado drásticamente el devenir de un partido.

No vale con cambiar una pieza si el sistema entero falla, ya que seguirá sin funcionar. Y esto es exactamente lo que ocurre en club colchonero, hace falta un cambio de mentalidad de los jugadores, que salgan al campo a morir por una camiseta, no que se pida la cabeza del técnico.

Simeone
Simeone pensativo tras el pitido final. Fuente: sport.es

 

Celia Bartolomé Contra

Footer
Artículo anteriorBetis – HJK: Una buena oportunidad para los menos habituales
Artículo siguienteLa joya rosarina aterriza en la Premier League

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí